Porqué debemos ser cristianos radicales

Publicado por

Mucho se ha criticado a los cristianos a la hora de ser “radicales”. En una clase de filosofía, por ejemplo, escuché cómo mis compañeros tildaban de “radicales” aquellas personas que por creer, rezan y tienen fe en Dios, o “son manipuladas” para pensar de una manera diferente a los demás.

Pero personalmente, vengo a aclarar este término, el de “cristiano radical”, para que como catequistas seamos capaces de explicárselo a los niños. ¿Qué es realmente radical en este contexto?

1. El término

El adjetivo radical proviene del latín radix, radicis, lo cual significa raíz. Incorporándolo en un contexto como el de lo radical, esto quiere decir llegar hasta un nivel profundo de lo que se dice o hace.

Entonces, si hablamos de un cristiano radical, esto significa llevar al extremo la esencia que nos hace como tal.

2. Qué debe de hacer un cristiano

El Señor resumió toda Su voluntad en una única palabra: Humildad. El objetivo fundamental del cristiano es seguir el ejemplo de Cristo, no el del mundo. El de amar, no el de las personas y el egoísmo del poder y el mal, aunque después uno no sea amado por los demás. Pero no hace falta, porque ya está siendo amado por Dios. Jesús nos demostró que cuando morimos por la Verdad, igual que Él hizo al morir en la cruz, somos capaces de cualquier cosa. Y la resurrección no es algo subjetivo, sino real (Un tema que ya trataré junto a las teorías Socráticas, y lo que algunos no saben: que son compatibles…).

3. La opinión pública

Pero claro, luego está lo que dice el mundo.

El problema no radica en que sean comentarios peligrosamente efectivos contra nuestra fe o doctrinas. Un cristiano no puede permitirse el lujo de temer ante la posibilidad de defender a Dios, y sea fácilmente “destruido en segundos”.

Digo esto porque a veces no es que no estemos lo suficientemente preparados, sino que no nos atrevemos a llevar lo que sabemos a la práctica. Aquellos que suelen utilizar la frase: “Es que creer que Dios va a venir a aprobarte el examen es ridículo”, es un argumento ridículo en sí. Decir eso es como afirmar en la Edad Media que es ilógica la posibilidad de que la Tierra fuese redonda.

La formación espiritual de esta gente es ínfimamente inferior, por lo general, en comparación con la de un cristiano formado en su fe, aunque sea solo con ir a Misa. Porque saber cómo funciona la Eucaristía es saber cómo funciona la culminación del plan del Señor. Algo de lo que no son conscientes y que deberíamos de esforzarnos por intentar explicar.

4. Cómo ser un cristiano radical

Con todo lo que hemos aprendido hasta ahora, solo falta por saber qué podemos saber sobre ser extremo en este contexto. Y aquí entran en acción nuestros amigos los santos.

Ellos no son santos porque sean perfectos como Jesús. No son santos porque no cometan pecados. Son más o menos como nosotros. Ellos también tenían las mismas luchas y dificultades, y muchas veces no eran capaces de superarlos. Pero todo les cambió en el momento en que decidieron ser radicales, y llevar una vida de caridad absoluta hacia los demás. Aquí encontramos muchos claros ejemplos, algunos más recientes y otros del comienzo de la Iglesia.

Pero una cosa sí está clara: ser santos es no rendirse nunca y seguir siempre adelante. Ser santos es darlo todo por los más necesitados, sin preocuparse de cómo sobrevivir, porque de eso ya se ocupará Dios.

Ser santos es ser cristianos radicales. Tú puedes ser santo, si quieres…

 

 

Comenta qué te ha parecido, y si lo puedo mejorar...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s